Después de un tiempo de sufrir algunos malestares como tener mucha sed, muchas ganas de orinar, hambre incontrolable, cansancio constante, visión borrosa, decides ir al médico para saber ¿cuál es la razón del por qué te sientes así? Una vez, en el consultorio y después de unos análisis de sangre, el especialista te da la noticia de que sufres una enfermedad crónico-degenerativa la cuál se llama: Diabetes Mellitus, te explica que no tiene cura y que con el paso del tiempo sus síntomas y complicaciones irán van avanzando.

En ese momento llegan a ti muchos sentimientos y muchas dudas: ¿puedo morir pronto?, ¿cómo puedo tener una vida normal con este diagnóstico?, ¿tengo que dejar muchos alimentos de los que me gustan?

Vivir con diabetes

Foto obtenida de Google imagenes

Pero hay dudas específicas que rondan por tu cabeza durante tu visita al médico: ¿cómo me enfermé? ¿por qué me dió esta enfermedad? El especialista contesta tus dudas y te explica que las causas más comunes de esta enfermedad son varias, una de ellas es que el páncreas, órgano que se encarga de producir insulina para almacenar y regular el azúcar, no está funcionando del todo bien en tu cuerpo, esto puede ser porque el mismo órgano deja de funcionar o por causas como la obesidad, la mala alimentación y el no hacer ejercicio físico.

Descubres que dependiendo de la cantidad de insulina que tu páncreas produzca, es el tratamiento que deberás llevar.

Comienzas a conocer los diferentes tipos de tratamiento, tu médico te explica que para tratar la Diabetes tipo 1 necesitas inyectarte una cantidad determinada de insulina durante el día y que esta hará la función de estabilizar tus niveles de glucosa, también te comenta que en el tratamiento para la Diabetes tipo 2 se usan medicamentos orales, ya que, en este tipo de enfermedad, tu cuerpo sí produce insulina pero no la suficiente cantidad.

Algo en lo que hace mucho hincapié el doctor, es que debes de llevar una alimentación adecuada y realizar actividad física.

Teniendo ya tu tratamiento médico y conociendo un poco más acerca de la diabetes, tu nueva misión ahora es asistir a una consulta nutricional. Haz escuchado un poco acerca de cómo sería una alimentación para personas que viven con diabetes, sin embargo, hay muchas cosas que no son tan saludables, así que lo mejor es comenzar a aprender a comer sano.

Haces tu cita con el nutriólogo(a) lo más pronto posible, puesto que es de vital importancia que conozcas cuáles son los alimentos que hacen que tu glucosa se eleve, quieres aprender a mejora tus hábitos los cuales tienen un gran impacto en la calidad de vida de las personas que viven con diabetes.

Vivir con diabetes

Foto obtenida de Google imagenes

Estando con tu nutriólogo(a), también te surgen muchas dudas. Es que te ha llegado información por todos lados de cómo debes de alimentarte, algunas personas te dicen que no debes de comer frutas, pero tu nutriólogo(a) te explica que esto no es así, que las frutas son parte importante de tu alimentación porque nos brindan vitaminas y minerales.

Asimismo, te han dicho que puedes tomar refresco de dieta en grandes cantidades porque no tiene azúcar, y esto no es del todo verdad, lo ideal es que nos hidratemos con agua natural.

El nutriólogo(a) te explica que la alimentación no es costosa, ni tendrás que comprar alimentos especiales para esta enfermedad, puesto que todos los alimentos que necesitas para una alimentación saludable los puedes encontrar en todos lados: frutas, verduras, cereales integrales, carnes bajas en grasa, semillas, huevo, etc. Si bien hay productos industrializados que llevan una leyenda “especiales para personas que viven con diabetes” muchas veces no son necesarios, porque con la guía de tu nutriólogo(a) sabrás exactamente que comer, la cantidad y la frecuencia

Tu alimentación puede ser tan variada como tú quieras, existe una gran diversidad de preparaciones tan ricas y saludables que te sorprenderás.

Tu panorama cambia mucho, ahora ves mucho mas claro y con mucho más confianza el cómo enfrentarte a la diabetes, sabes que poco a poco irás aprendiendo como alimentarte de forma correcta para que tus niveles de glucosa estén estables, y sabes que siguiendo todos los consejos de tu médico y tu nutriólogo(a) la vida será mucha más sencilla.

Vivir con diabetes

Foto obtenida de Google imagenes

Dentro de todas las maneras de preparar alimentos de forma saludable, descubres que puedes sustituir algunos alimentos con otros, como disfrutar de un buen arroz para un acompañamiento en tus platillos.

Un delicioso arroz de coliflor es una buena fuente de vitaminas, minerales y fibra. Aquí te dejo la receta:

Ingredientes

1 ½ taza de coliflor

1 taza de zanahorias

1 cucharadita de aceite de oliva

¼ de taza de ejotes cocidos

27grs de cebolla blanca

2 dientes de ajo

Preparación

  1. Lava perfectamente las verduras.
  2. Corta la coliflor en 4 y remueve las hojas y tallos dejando solo los floretes (la parte blanca).
  3. Pela las zanahorias y muele en un procesador hasta conseguir la consistencia de arroz, haz lo mismo con los floretes de la coliflor, guarda para después esta mezcla.
  4. Calienta una arrocera o sartén a fuego medio, agregar aceite de olivo y agregar la cebolla finamente picada, deja que se haga translucida, aproximadamente por 2 minutos.
  5. Agrega la coliflor y la zanahoria y mezcla perfectamente, sazona con una pizca de sal y pimienta, deja por 5 minutos.
  6. Agrega los ejotes y sirve como guarnición o primer tiempo.

Recuerda que en Kathartiko contamos con profesionales que pueden llevarte de la mano en tu alimentación, si es que eres una persona que vive con diabetes, no estás sole, la diabetes es una enfermedad con la cual puedes vivir plenamente.

¡Te esperamos, haz tu cita!

Referencias

Guyton, A. C. & Hall, J. E. (1996). Tratado de Fisiología médica. 9ª Ed. Interamericana-McGraw-Hill. Madrid.

Ornella Hernández author

Nutrióloga y colaboradora en KATHARTIKO. Contacto: nutricion@kathartiko.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *