Me atrevería a decir que la mayoría hemos escuchado la frase “si te amaras a ti mismo todo sería más fácil” y ante este planteamiento te pregunto ¿cómo vamos a amar algo que no conocemos? Sin embargo pocas veces nos detenemos a reflexionar sobre quiénes somos; de hecho, si no hemos realizado un trabajo previo, nos puede resultar difícil hablar sobre cuáles son nuestras fortalezas, debilidades o nuestros valores. Hoy vengo a proponer una alternativa para poder responder a esa pregunta, valiéndonos del arte como recurso para el autoconocimiento.

El arte del autoconocimiento

Foto por Romina Farías en Unsplash

Comencemos por plantear ¿qué es el autoconocimiento?, este es la tendencia de una persona a reflexionar sobre sus procesos psicológicos, experiencias internas y relaciones interpersonales (Sutton, 2016). Es importante debido a que el ser conscientes de nuestras cualidades, defectos, emociones y contexto nos ayuda a cimentar la base de un adecuado funcionamiento personal, social y profesional, en otros términos, el sentirse bien consigo mismo(a).

Podemos encontrar varios ejercicios en sitios web y libros que nos pueden ayudar a conocernos y en ese sentido les propongo valernos de una herramienta como el arte, definido como un conjunto de consecuencias estéticas que las personas usan como forma de expresión sublime de sus sentimientos, ideas y creencias (Tamayo de Serrano, 2002).

Cada artista expresa por medio de elementos objetivos y sociales su propia subjetividad, integrando diferentes elementos en un todo con significado y este último dependerá de quien lo mira, es decir, mirar la misma obra puede causar diferente impacto en cada persona, ya que esta, de acuerdo a sus experiencias y creencias le va a dar un significado a la obra. El sistema de creencias está influido, por las experiencias personales de cada ser humano. Tanto hombres como mujeres en el proceso de socialización, vamos a ir construyendo creencias acerca de sí mismo, de otras personas y del mundo.

¿Cómo podríamos conjuntar este elemento para el continuo proceso del autoconocimiento? Lxs invito a tomarnos el tiempo de apreciar una obra de arte ya sea pintura, danza, música o película, posteriormente plantear lo qué pensamos de esa obra y lo qué nos hizo sentir.

Lo que pretendo, es que no limitemos el conocernos por medio del arte solo porque creemos que no tenemos suficientes elementos o medios para poder realizar una pintura o una pieza musical, también se puede apreciar obras de otros autores y cuestionarnos por qué nos hace sentir algo, todo esto ayuda al autoconocimiento.

Conviene subrayar que el poder expresivo de una obra de arte está ligado a la intensidad de las emociones y estas mismas son producto de nuestras creencias y pensamientos. A veces el lenguaje nos limita y la palabra tristeza no alcanza a describir todo lo que sentimos por ejemplo: cuando perdemos a un ser querido.

Conocernos también es un arte y como tal debemos de seguir estudiándolo; así que tal vez solxs no logremos tener todas las respuestas o incluso tengamos más preguntas, pero es importante destacar que este es un proceso continuo.

El arte del autoconocimiento

Foto por Quino Al en Unsplash

Indudablemente, responder a la pregunta ¿quién soy? puede que sea un poco más complejo de expresar con palabras, la propuesta de este artículo es valernos de otros recursos como: el arte, este es una gran herramienta tanto para comenzar como para profundizar más en ciertas áreas.

A través de nuestros sentidos adquirimos conciencia de nosotrxs mismxs y del mundo que nos rodea, utilicemos las obras de arte, abramos nuestros sentidos y no nos limitemos a describirnos o decir cómo nos sentimos en una sola palabra, exploremos y cuestionemos que nos hace sentir esa melodía, película, poema o pintura para continuar con el arte de autoconocernos.

Te agradezco mucho tu valioso tiempo y me encantaría conocer tus obras de arte favoritas o si tienes alguna inquietud puedes escribirme a rocioocampo@kathariko.com, me despido con un cálido abrazo.

¡Nos leemos pronto!  

Referencias

Sutton, A. (2016). Measuring the Effects of Self-Awareness: Construction of the SelfAwareness Outcomes Questionnaire. Europe’s Journal Of Psychology, 12(4), 645- 658. doi:10.5964/ejop.v12i4.1178

Ruiz Rodríguez, J. & Fusté Escolano, A. (2015). La Evaluación de Creencias y Actitudes Disfuncionales en los Modelos de Ellis y Beck: Similitudes y Diferencias. Revista Iberoamericana de Diagnóstico y Evaluación – e Avaliação Psicológica, 2(40),51-61.

Tamayo de Serrano, C. (2002). La estética, el arte y el lenguaje visual. Palabra Clave, 7. Recuperado de

Rocio Ocampo author

Psicóloga clínica con enfoque cognitivo conductual. Colaborada de Kathartiko. Contacto: rocioocampo@kathartiko.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *